¿Qué es un CRM?

Estas siglas hacen referencia a los sistemas de Gestión de las Relaciones con los Clientes. Se trata de un proceso utilizado por empresas tanto grandes como pequeñas que tiene el fin de administrar y analizar las interacciones con los clientes. El CRM ayuda a mejorar el trato con el cliente, la satisfacción y fidelización del mismo. Además permite anticipar sus necesidades y deseos, optimizar la rentabilidad, aumentar las ventas y personalizar campañas de captación de nuevos clientes.

Por tanto, podemos afirmar que un CRM tiene varias ventajas que aseguran la correcta administración del marketing, la gestión comercial y el servicio postventa.

Gestionar y actualizar las bases de datos de los clientes es fundamental, igual que asegurar una correcta comunicación con ellos. Aquí es necesario poner en valor la integración de una Centralita Virtual.

La productividad y eficiencia en la comunicación tanto interna como externa es solo una de las muchas ventajas que supone la implementación de una Centralita Virtual en la empresa. Gracias a este sistema de comunicación en la red, las barreras que podrían limitar el contacto con los clientes, desaparecen. Entre las ventajas que supone contar con este servicio podemos destacar la flexibilidad y movilidad a la hora de recibir las llamadas y de dar servicio a nuestros clientes, la facilidad de uso de esta aplicación, el ahorro económico que supone para la empresa y las numerosas funcionalidades de las que dispone la aplicación.

¿Y en conjunto?

La integración de ambos sistemas es la definición exacta de eficiencia. Pese al avance acontecido en los últimos años en sistemas de gestión de datos y comunicaciones, contar con la suma de estas dos aplicaciones es simplemente necesaria. 

Gracias al funcionamiento conjunto del CRM y la Centralita Virtual, podremos dar un siguiente paso en la transformación digital de nuestro negocio. Así, nos sumergimos en el concepto de Industria 4.0 y los beneficios que esta supone. Esta industria implica una revolución en las técnicas de producción y operaciones empresariales con tecnologías inteligentes que se adaptan a las organizaciones, las personas y los activos.

Con la integración de un CRM a una Centralita Virtual, la rentabilidad indudablemente mejora debido al ahorro en tiempo de los procesos de gestión de las interacciones con clientes potenciales. Así, el interlocutor no sufrirá esperas y todas las actualizaciones pertinentes se realizarán en el momento.

Igualmente, esto supone una eficacia superior. La unificación de todos los datos referentes a nuestros clientes hará que la gestión sea más productiva y se acorten tiempos de los procesos. Es esencial priorizar las tareas y dedicar el máximo tiempo a las actividades importantes, minimizando el tiempo invertido en otras irrelevantes. 

Gracias a esta unificación, se asegura el cumplimiento de plazos, objetivos y expectativas empresariales, además de contar con un cliente satisfecho y fiel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *